Y 2013 será el año del Networking

Hace un año escribí un post muy personal, lo titulé “Una decisión: el viaje de los Sueños” y 12 meses despúes quiero darle continuidad y contaros cosas nuevas que tienen que ver con esos párrafos y que estoy seguro que os van a gustar.

Llevo mas de un año sin pronunciar esa palabra que parece que es el mantra generalizado de la sociedad desde que empeoraron las cosas, pero la decisión de no pronunciarla es solo porque es un tema que no me interesa, no tengo intención de centrarme en ella ni de pensar en lo que significa.

lluvia.jpgNo podemos negar que socialmente estamos viviendo momentos difíciles y dicen que aun queda mucha lluvia por caer, pero mi decisión de diciembre de 2011 fue que por mucho bombardeo de noticias, comentarios, lecturas o chascarrillos de bar que me rodeasen, mi mente no gastaría ni un ápice de energía en pensar en esas situaciones que solo deprimen. Me niego. Mi decisión fue gastar todas mis energías en hacer realidad mis sueños y mis objetivos y si llueve buscaré un paraguas o avanzaré bajo la lluvia.

Y este post es para reafirmar esa decisión.

Este año 2012 que termina ha sido complicado, ha habido muchos momentos de grandes dificultades, de barreras que no esperaba y que de pronto surgieron, de situaciones personales y profesionales verdaderamente muy difíciles y que por supuesto, en mas de una ocasión me han hecho doblar la rodilla incluso durante días hasta que he conseguido volver a levantarme, es normal, es parte del camino, no hay veredas rectas y planas, para luchar por los sueños y lograr los objetivos hay que recorrer muchas zonas arriesgadas, atravesar rios peligrosos llenos de corrientes y caimanes, subir montañas extremas congeladas, cruzar barrancos enormes llenos de fieras, sufrir condiciones climatológicas muy duras, eso es lo normal y si por ello nos deprimimos o simplemente nos enfocamos en ellas, nos comerán vivos en algún lugar del camino.

abrazo.jpgY por descontado ha habido muchos momentos maravillosos, muchas situaciones en las que he disfrutado y crecido como persona y como profesional, y la mayoria han tenido que ver con personas que han estado cerca, personas que han entrado en mi vida o ya lo estaban o me han hecho un hueco en la suya, y con las que he tenido el privilegio de poder compartir proyectos, eventos, comidas, viajes, charlas o a veces solo miradas o abrazos, pero que han sido inolvidables. Y solo por eso merece la pena atravesar todas las dificultades del camino.

Estamos terminando diciembre de 2012, en unos dias cambiaremos la fecha del calendario y todos haremos grandes propósitos y nos prometeremos muchas cosas que habrán pasado al olvido antes de finales de enero, es la condición humana, como dicen los americanos “talk is cheap”, lo dificil no es prometer sino comprometerse con lo prometido. Para mi, los objetivos de año nuevo empiezan en septiembre pero como es muy cool hacerlo en diciembre, pues aquí estoy.

No tengo ni idea las dificultades que nos traerá 2013 ni me importan, no pienso dedicarle mas tiempo que el imprescindible cuando me afecten directamente, o cuando prevea que las tendré encima, lo único que me importa y en lo que me pienso centrar son:

  • las personas con las que comparto la vida: mi familia, mis amigos, las personas que tengo cerca y con las que aprendo, crezco y me  divierto charlando o compartiendo momentos y a las que agradezco de todo corazón todo lo que me aportan. Y seguiré enfocado en conocerlas mejor, en ayudarlas, en aportarlas valor, y adicionalmente ir descubriendo muchas otras que integrar en esos círculos de relaciones.
  • mis sueños, esos mas de 100 a los que persigo y que haré realidad a lo largo de los próximos 70 años que viva (si, tengo 50 y pienso vivir otros 70) y que son los que me guían, me permiten mantener el rumbo y me ayudarán a saber que finalmente habré llegado a un buen destino el día que me vaya de aquí, o al menos que he recorrido un camino que mereció la pena
  • mis objetivos, mis proyectos, mis negocios, mis inquietudes y aficciones, que me impulsan, me llenan de energía, me conmueven, me inspiran y me hacen ser mejor persona.

Y por tanto, declaro el 2013 el Año del Networking, voy a dedicarle mis esfuerzos a consolidar durante los próximos 12 meses el concepto de Networking en su sentido mas concreto y amplio de la palabra, evangelizaré hasta conseguir que se entienda como esta filosofía de vida aporta valor al ser humano y a las organizaciones.

Y para ello seguiré con los proyectos que ya tengo en marcha, mejorándolos, llenándolos de mejores y nuevos contenidos, consigiendo que se consoliden y se conviertan en referente y ejemplo. Adicionalmente, lanzaré nuevos proyectos (que ya llevan meses cociéndose) que me ayuden a dar un salto cuantitativo y cualitativo en lo que a Networking se refiere y que demostrará que esta palabra es mucho más de todo lo que habíamos pensado y que consiga hacer entender que es un concepto imprescindible en la vida de las personas, personal y profesionalmente hablando.

Asi que continuamos en el Viaje de los Sueños, es un viaje al infinito, un viaje sin final en el que estais invitados y en el que me encantaría contar con muchos de vosotros, eso lo convertirá en un viaje mucho mas enriquecedor y divertido

Os deseo un feliz y exitoso 2013 y os deseo un Feliz Año del Networking en el que cuento con vosotros.


1 Comentario para “Y 2013 será el año del Networking”

  1. […] del post: “Antes de empezar mi post voy a explicar algo: creo firmemente en el networking  y llevo desde el año 1990 que lo conocí, es decir ya van a hacer 23 años, aprendiendo, […]

Escribe un comentario


Artículos relacionados